Cannonball (o la reunión encubierta de cineastas)

En la oficina del Fiscal del distrito encontramos dos extremos: Roger Corman (Mesías del cine barato) y Don Simpson (futuro productor de blockbusters, y otras juergas, junto a Jerry Bruckheimer). Además, Simpson es co-guionista del film.

La estación de servicio está administrada por Jonathan Kaplan, el señor que haría ganar un Oscar a Jodie Foster por Acusados (1988). Un falso policía luce los rizos de John Herzfeld, director de 2 Días en el Valle (1996) o 15 Minutos (2001). Herzfeld también volvió a reunir a Travolta y a Olivia Newton-John en Tal para cual (1983), una cosa muy cursi de la que guardo un irracional buen recuerdo.
David Carradine se queda sin coche pero los freaks de un taller le prestarán otro. Uno de ellos es nada menos que Joe Dante (Aullidos, Gremlins, Matinee). Y las dos apariciones más extrañas y fugaces de todo el film: Paul Bartel (director de este Cannonball) se sienta a comer entre dos mafiosos con los rostros de Martin Scorsese y Sylvester Stallone. Decididamente, amo esta película.

Cannonball (Paul Bartel, 1976).