Aquellos coches de Majorette

Aunque uno lo hacía con la esperanza de mejorar el coche, decididamente eso de tunearlos con rotulador, pintura y pegatinas acababa resultando una gran mala idea. Pero como mala idea era de las que generaban mayor ilusión.