Planificando el polvo del siglo

El productor Mario Kassar pagó 3 millones de dólares por el guión de Joe Estherzas y ofreció la dirección a Paul Verhoeven. Unieron a Michael Douglas y a Sharon Stone y filmaron el denominado polvo del siglo. Verhoeven mostró un detallado storyboard para la famosa escena pero finalmente opto por “colocar la cámara por todas partes”, y se improvisó para mayor angustia (o no) de la pareja protagonista. Ahora, tras cientos de imitaciones, y tras ser superada por el polvo de Monster’s Ball (2001), este Instinto permanece como el ejemplar thriller que siempre ha sido.